Sociedad

Otro repartidor fue asaltado por motochorros en La Plata: "¡Matalo, matalo!"

La víctima se dirigía a su casa tras haber realizado el último pedido del día cuando fue interceptado por los delincuentes, que se llevaron su rodado

Un repartidor de la empresa Glovo fue asaltado por dos motochorros que le robaron la moto en la que regresaba a su casa tras finalizar la jornada de trabajo y amenazaron con ejecutarlo de un tiro en el pecho, en la ciudad de La Plata.

El hecho tuvo como víctima a Diego Amarillo, un empleado administrativo que en su tiempo libre trabaja como repartidor de esa empresa y que se dirigía hacia su casa tras haber realizado el último pedido cuando fue interceptado por dos delincuentes en el cruce de las calles 54 y 22.

Según las fuentes, los delincuentes, de entre 18 y 20 años y a bordo de otra moto, obligaron a Amarillo a detener su marcha y uno de ellos le colocó un arma en el pecho, mientras que su cómplice gritaba: "¡Matalo, matalo!".

El repartidor entregó su motocicleta Yamaha FZ, con la que los delincuentes escaparon, agregaron los voceros, quienes dijeron que tras el asalto la victima realizó la denuncia en la comisaria Cuarta.


Semanas atrás, otro repartidor de Glovo, de 27 años, fue baleado cuando entregaba un kilo de helado en una zona céntrica de La Plata.


El trabajador de Glovo, en ese caso un estudiante de arquitectura neuquino llamado Kevin Alex Sanhuesa, fue herido de un balazo y permanece internado en el Hospital San Martín tras ser operado del estómago e intestino. Por el hecho la policía Bonaerense detuvo a dos jóvenes, de 19 y 27 años. 

Hubo más casos. El 16 de octubre pasado otro delivery fue sorprendido por dos asaltantes en el momento en el que dejaba un pedido en un edificio de calle 61 entre 3 y 4 en La Plata. El hecho quedó registrado por la cámara de seguridad del lugar.

Y tan sólo 20 días antes otro repartidor había sido apuñalado cuando hacía una entrega en la intersección de 1 y 60 de la misma ciudad.

Tras la seguidilla de asaltos, el viernes pasado repartidores de Glovo, de Pedidos Ya y de Rappi se congregaron en Plaza Moreno para protestar ante los reiterados robos de los que son víctimas y para reclamar más controles y patrullajes preventivos durante la noche en La Plata.