Espectaculos

Griselda Siciliani subió la temperatura del "Bailando" con un coreografía sensual

La participante y actriz deslumbró en la gala de pop latino y obtuvo un alto puntaje de los jurados

Griselda Siciliani y Nicolás Villalba fueron los encargados de abrir la pista en la gala del ritmo pop latino, en la noche del lunes del Bailando 2019. La pareja realizó una performance impactante al ritmo de la canción "Taki Taki" de Ozuna.

Con un look animal print, la actriz desplegó todo su sensualidad. Incluso al final de la coreografía le lamió la cara a su compañero. "Una coreo hot, hot, hot", dijo Marcelo Tinelli y les pidió a los participantes que repitieran uno de los osados trucos que realizaron en la pista.

Luego del baile, Ángel De Brito aseguró: "Los veo con más química y timing del Bailando. Muy sexual, la tigresa de Flores (Griselda). Me gustó que usaran un elemento. La coreo no me convenció tanto, un poco vintage, pero son dos grandes bailarines". Luego, tuvo una discusión con la coach Vanesa García Millán que más tarde también se peleó con Marcelo Polino.

"Me hipnotizó el trabajo de Griselda, estaba hecha una fiera", opinó Pampita Ardohain. Mientras que Florencia Peña agregó: "Te vi haciéndote cargo de que sos bailarina y saliste a matar". Por otra parte, en el jurado del BAR Aníbal Pachano fue el único que subió un punto, el resto de sus compañeros mantuvieron la nota. En total, la pareja obtuvo 20 puntos.

En la gala, también se presentaron Macarena Rinaldi y Hernán Piquín. El conductor de ShowMatch la presentó como la primera dama del Bailando por su noviazgo con el productor Fede Hoppe. "Me incomoda un poco… Entiendo el chiste pero me da como un poco de calor. No me gusta mucho", dijo la bailarina.

En la previa, Tinelli también le preguntó a Macarena cómo le decía a Hoppe en la intimidad. "Fefi", contestó la participante sobre el tierno sobrenombre. Mientras que el productor confesó que la llama "coneja" a su novia. El conductor no pudo evitar hacer chistes al respecto y siguió haciéndole preguntas sobre su intimidad.

Durante el programa, Marcelo hizo referencias al triunfo de Tigre frente a Boca Juniors, en la final de la Copa de la Superliga. Aprovechó para gastar a Larry de Clay, fanático Xeneize y le entregó una serie de regalos a modo de broma.